viernes, marzo 30, 2012

Papillote de rape, mango, vainilla y jengibre.




Al abrir el paquete  nos invadirán  un montón de aromas que harán disparar nuestras papilas gustativas…… Un plato sencillo de preparar pero lleno  de magia. La vainilla combina fantásticamente con el rape y, en este caso, viene además acompañado del exótico mango  y el aromático  jengibre. Es el claro ejemplo de que un papillote no tiene porqué ser insípido.



Ingredientes:

-Un lomo de rape.
-Un mango.
-Jengibre fresco.
-Una vaina de vainilla, partida por la mitad longitudinalmente.
-Sal.
-Pimienta rosa.
-Aceite de oliva.


Elaboración:
Cortamos unas hermosas rodajas de rape, lo salamos y reservamos.
Preparamos el papel sulfurizado y el cordel para preparar el papillote, para ello cortamos dos rectángulos de papel  y dos trozos de cordel .
Colocamos en el centro de un rectángulo de papel una rodaja de mango, sobre éste colocamos el rape, un par de rodajas de jengibre fresco, y un trozo de vaina de vainilla. Finalmente añadimos un hilo de aceite de oliva y pimienta rosa.


Colocamos el otro rectángulo de papel y cerramos por los cuatro lados. Atamos el envoltorio con el cordel.
Precalentamos el horno a 180º y horneamos durante 15 minutos.


domingo, marzo 18, 2012

Caramelos de fresa & pimienta.



Un guiño al nombre de este blog, unos deliciosos caramelos  con fresa  y pimienta!
Quería hacer los típicos caramelos de leche, siguiendo una receta de la pastelería Miette de San Francisco,  y cuando los tuve hechos pensé en darle un punto diferente, así que se me ocurrió espolvorearlos con fresas liofilizadas y pimienta de Sichuan, e voilà……. caramelos de Fresa & Pimienta.
Si  omitís espolvorearlos tendréis unos caramelos blandos de leche con un punto de sal realmente adictivos.


Ingredientes:

-1+ ½ taza de crema de leche.
-1+ ¼  taza de leche.
-2 tazas de azúcar.
-1+1/4 taza de azúcar moreno.
-1/2 taza de Light Corn Syrup.
-2 cucharadas de mantequilla.
-3 cucharadas de agua.
-1 cucharadita de sal.
-Para espolvorear, pimienta de Sichuan y fresas liofilizadas.



Elaboración:

En un cazo grande  introducimos todos los ingredientes (excepto los que utilizaremos para espolvorear los caramelos).
Ponemos a fuego alto, hasta que hierva, y vamos removiendo con una cuchara de madera hasta alcanza 246 grados Fahrenheit, durante 40 minutos aproximadamente. Trascurrido este tiempo comprobaremos que la mezcla que hemos introducido en el cazo a menguado a una tercera parte, ha espesado y ha cogido color.
Hay que hacer mucho cuidado al remover el caramelo,  que está hirviendo, ya que podríamos quemarnos fácilmente .


Echamos la mezcla en un recipiente que previamente habremos forrado con papel de horno (tanto en su base como en sus paredes). Hemos de tener en cuenta que si queremos caramelos un poco altos debemos utilizar un recipiente que nos permita obtener la altura deseada de los caramelos. Espolvoreamos el caramelo con la pimienta y las fresas liofilizadas, que previamente habremos picado.
Dejamos en la bandeja hasta que se endurezca totalmente, en unas tres horas ya podremos extraer del recipiente y cortar los caramelos con la forma deseada, con ayuda de un cuchillo bien afilado.
Envolvemos cada caramelo en papel de celofán, los podremos guardar durante 10 días.

viernes, marzo 09, 2012

Blinis de té matcha con salmón marinado con jengibre, cítricos y eneldo.



Unos pequeños bocados de salmón marinado con cítricos y jengibre, aromatizado con eneldo y servido sobre unos blinis de té matcha. Y para dotarlo de mayor contraste, una  potente reducción de soja, naranja y limón.

Ingredientes:

Salmón marinado:
-Un lomo de salmón fresco  con piel y  sin espinas.
-azúcar y sal en la misma cantidad.
-eneldo fresco.
-ralladura de piel naranja.
-ralladura de piel de limón.
-jengibre fresco rallado.


Blinis de té matcha:
-1 huevo.
-100 gr de leche.
-30 gr de cerveza.
-6 gr de levadura fresca.
-35 gr de harina de sarraceno.
-40 gr de harina.
-1 cucharadita de sal.
-25 gr de mantequilla fundida.
-una pizca de té matcha.

Salsa:
-El zumo de 1 naranja.
-el zumo de ½ limón.
-5 gr de jengibre fresco.
-4 cucharadas de salsa de soja.
-4 cucharadas de aceite.


Elaboración:

Para marinar el salmón:
Mezclamos la sal y el azúcar  junto con un poco de eneldo. Reservamos.
Ponemos los filetes de salmón en un recipiente, los frotamos con la  ralladura de piel de la naranja, la  del limón y el jengibre rallado. Cubrimos con la mezcla de azúcar, sal  y eneldo. Tapamos herméticamente y disponemos en el frigorífico durante 24 horas. (Si el filete de salón superara el ½ kilo lo dejaríamos 48 horas).
Transcurrido el tiempo  de curación, sacamos el salmón, lo limpiamos bien con un paño húmedo hasta que hayamos extraído completamente cualquier residuo.
Cortamos en finas láminas y depositamos en un plato con unas gotas de aceite hasta el momento de servir.
El salmón que no vayamos a utilizar, lo podemos pintar con aceite y envolver en papel film transparente y guardar en el frigorífico.


Para hacer los blinis de té matcha:
Calentamos la leche sin que llegue a hervir, retiramos del fuego y añadimos la levadura fresca y la cerveza. Añadimos las harinas, la sal y una yema de huevo. Mezclamos bien, disponemos  la mezcla en un bowl  y tapamos con film transparente. Dejamos durante 1 hora hasta que  la pasta doble su volumen.
Trascurrido este tiempo añadimos a la mezcla anterior una clara montada a punto de nieve y  la mantequilla fundida(que no debe estar caliente). Para finalizar podemos una pizca de té matcha y mezclamos.

En una sartén bien caliente vamos disponiendo cucharadas de la masa; doramos por ambos lados y reservamos.

Para elaborar la salsa:
Ponemos en un cazo al fuego el zumo de la naranja, el de limón y el jengibre cortado a láminas. Una vez arranque a hervir añadimos la soja y el aceite,  dejamos en el fuego hasta que reduzca la salsa (unos 5-7 minutos aproximadamente). Reservamos.

Servimos el salmón marinado, sobre los blinis de té matcha,  acompañándolo de la salsa que hemos elaborado.


viernes, marzo 02, 2012

Bombón de guisantes, queso feta y frambuesa.



Con muchas ganas de que la primavera nos envuelva en días más largos, nos regale mañanas más soleadas y cálidas, nos deslumbre con una explosión de color, nos invite a oler a mar…….
Hoy he preparado un bocado  visualmente muy atractivo por sus vistosos colores, que me lleva a pensar en esta primavera que nos ronda.


Ingredientes:
-200 gr de guisantes frescos.
-1/4 de litro de leche.
-50 ml de Creme Fraiche ( o nata líquida)
-sal .
-pimienta
-aceite.
-2 hojas de gelatina.
-queso feta.
-frambuesa liofilizada en polvo, o  bien frambuesas frescas.


Elaboración:
Hidratamos 2 hojas de gelatina, en un bowl con agua durante 4 minutos.
Salteamos los guisantes con un hilo de aceite,  durante 5 minutos. Salpimentamos y reservamos en un bowl.


Ponemos a calentar la leche y cuando vaya a empezar a hervir la vertimos  en el bowl donde tenemos los guisantes, añadimos la Creme Fraiche y trituramos con un minipimer.
Volvemos a introducir la crema en un cazo al fuego y añadimos la gelatina bien escurrida, mezclamos con una cuchara de madera y retiramos del fuego una vez se haya disuelto la gelatina. Reservamos.
Con ayuda de un tenedor machacamos el queso feta  y reservamos.

Introducimos la crema de guisantes en un molde de silicona con forma semiesférica, a continuación disponemos el queso feta, tapamos con papel film e introducimos en el congelador.
En un  par de horas  ya tendremos las semiesferas congeladas y de este modo las podremos desmoldar fácilmente.

Una vez extraídos los bombones de guisantes y queso feta, los pintamos con aceite  y los dejamos descongelar unos 10 minutos. En el momento de servir  espolvoreamos con frambuesa liofilizada en polvo.
Otra opción sería sustituir la frambuesa liofilizada en polvo por frambuesas frescas.